In Blog, Conserjes

La vivienda es uno de los bienes materiales más preciados para la  mayoría de personas.  Su importancia se comprende, y lleva aparejada la comunidad de vecinos a la que pertenece. Disponer de zonas comunes que estén en buen estado y sean seguras, son parte fundamental del bienestar diario de los vecinos de un inmueble. 

El cuidado completo y eficiente de una comunidad de vecinos,  pasa por disponer del personal  y los elementos necesarios que garanticen  este servicio. Una de estas figuras claves es la del conserje, el profesional responsable de que una comunidad funcione correctamente, para tranquilidad de los habitantes de la finca. 

Veamos cuáles son las principales  funciones de  un conserje, así como las ventajas que comporta para una comunidad de vecinos. 

conserje

Principales funciones y ventajas de servicio de un conserje

Existen tareas que no están asignadas a ninguna persona en concreto dentro de una organización o comunidad, como puede ser la de vecinos. Sin embargo, la correcta realización de dichas tareas es muy importante para que las  cosas funcionen como es debido.  

La presencia de un conserje en una comunidad de vecinos, es la solución para resolver el amplio abanico de tareas de las que depende el buen estado de la comunidad. Las principales son: 

  • Controlar los accesos a la finca: funciones de abrir y cerrar las diferentes puertas y accesos a la comunidad, controlando las personas que entran y salen del  inmueble. Esta gestión es fundamental para procurar seguridad a los vecinos, actuando como una de las medidas más disuasorias para los ladrones.
  • Revisión y reparación de posibles desperfectos: los elementos de uso común en una finca son numerosos y susceptibles de deterioro,  roturas o averías. Por ejemplo, en el caso del mantenimiento y reparación de los elementos de iluminación de una comunidad, puede encargarse directamente el conserje. Cuando las averías son de otra índole que escapa a sus competencias, el conserje será el encargado de alertar del  problema. También, si se diera el caso, el conserje se ocupará de contactar y atender al técnico que acuda a la finca para realizarla reparación.
  • Recogida de la correspondencia: la recepción de cartas y paquetería es otra de las principales funciones del conserje. En la actualidad, y con el auge de las compras a través de internet, es muy común la entrega de paquetes de todos los tamaños a domicilio. La presencia de un conserje que gestione la recepción de la paquetería cuando los vecinos están ausentes, es algo tan práctico como tranquilizador. También, para controlar el acceso de los repartidores, o recepcionar paquetes o sobres certificados en ausencia de sus destinatarios.
  • Recogida de basuras: sacar y guardar los cubos para que los vecinos puedan depositar sus bolsas de basura.
  • Refuerzo de tareas de limpieza: aunque el grueso de esta tarea recaiga sobre un servicio especial de limpieza, el conserje realiza  ciertas labores que la completan. Repasar diariamente la limpieza de espejos,  buzones o cristales, son algunos  ejemplos. En los casos de comunidades de vecinos  pequeñas, el conserje puede ser suficiente para realizar todas las labores de limpieza y mantener la comunidad en perfectas condiciones.
  • Mantener el orden en los espacios: indispensable en una  comunidad, y una de las principales labores de un conserje.

conserje

La presencia de un conserje en una comunidad de vecinos, es la mejor garantía para cubrir  algunas de las principales necesidades del edificio. También representa  una figura de  confianza  que puede resultar muy útil incluso cuando surgen ciertos imprevistos.

En Sentry Serveis, disponemos de un equipo profesional de conserjes formados y motivados, con gran sentido de responsabilidad, y capacidad para implicarse en el buen funcionamiento de la comunidad de propietarios.

Nuestra premisa es ofrecer un servicio de calidad basado en el valor de las personas  y la total satisfacción de nuestros clientes: su tranquilidad, es también la nuestra. 

Recent Posts

Leave a Comment